SEO

Consejos para plantar en una maceta

¿Cuánto sabes de jardinería? ¿Te atreverías a plantar en una maceta? ¿O eres más de los que prefieren jardín?

Hoy no vamos a hablarte de las semillas auto critical, aunque en otro post sí podríamos hablar de los cuidados de la planta del cannabis, ya que es tan delicada que merece un post propio.

En su lugar, queremos centrarnos en el tema introducido: plantar en maceta.

Las macetas son una forma muy agradable de decorar el interior de una casa, así como el exterior, pues quedan bien de todos modos. Pero es un proceso que tal vez no sean tan sencillo como podamos pensar de entrada.

¿Todas las plantas pueden ir en maceta?

No, no pueden. Algunas, por sus características, no se desarrollarán por completo en una maceta.

A tener en cuenta…

Se debe considerar la especie y la ubicación de la planta que deseas.

Así como su especie puede determinar que no logre desarrollarse en una maceta, pasa algo similar con el tema de la ubicación. En otras palabras: mientras que algunas plantas son capaces de crecer a pleno sol, otras no podrán sobrevivir si las expones de forma directa al mismo.

Escoge y limpia tus macetas

Cuando ya has confirmado que la planta que estás deseando cultivar puede tener buen futuro en una maceta, ha llegado el momento de escoger los recipientes a emplear. Busca aquellos que cuenten con un agujero en el fondo para que la tierra goce de buen drenaje.

Y si el tiesto ya ha sido usado antes, no olvides limpiarlo bien.

Prepara la maceta

Busca una buena mezcla de tierra que se adapte a las necesidades de la planta que has escogido. Es recomendable que sea suelta y ligera, más que la tierra de jardín.

Asimismo, lo ideal es que dicha mezcla incluya turba y otros materiales orgánicos, así como fertilizantes.

Y con esto, tu maceta sólo necesitará que la llenes e introduzcas la planta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *